7/2/20

La Universidad revisa su modelo por el paro y el subempleo de sus graduados.

La Universidad española es consciente del grave problema que afrontan sus graduados. La tasa de paro entre los titulados superiores es la segunda más alta de la Unión Europea, un 8,4% frente al 3,9% de media. Además, el 37,6% trabaja en puestos para los que no necesita su titulación, la conocida sobre cualificación. Ahora los rectores de los 50 campus públicos hacen auto crítica y se plantean cambiar su modelo. Aunque tienen claro que “hay que respetar la vocación” de sus alumnos, quieren reducir el número de grados —la oferta se ha disparado en los últimos años y está un 20% por encima de la demanda real de los estudiantes— y mejorar la orientación profesional para ajustar los perfiles a los puestos que reclama el mercado laboral. Este jueves y viernes los rectores se reúnen en Toledo para definir la nueva Universidad de 2030. 


Los rectores están obsesionados con que no disminuya el número de alumnos, que va ligado directamente a la financiación de los campus; hace falta más esfuerzo para mejorar la empleabilidad de los estudiantesHay más titulados de los que puede absorber el mercado. 
Seguir leyendo

Más empleo en FP

Les decimos que estudien y luego no les ofrecemos puestos a su altura; eso les frustra o les deprime. Empresa y Universidad van en raíles paralelos que no se cruzan, pese a que tienen un interés común: la empleabilidad. "En España el 95% de las empresas tienen menos de 10 trabajadores y ofrecen trabajos de bajo nivel tecnológico más acordes a lo que ofrecen los graduados en FP”, indica. Juan Romo, rector de la Carlos III, apuesta por que convivan los campus con institutos tecnológicos de FP superior, como los que hay en Alemania o Holanda muy en contacto con la industria.

Una universidad pública tarda año y medio en cambiar el contenido de una asignatura y tres para crear un nuevo grado. Es un disparate. Por eso compiten bien las universidades privadas, con menos burocracia interna, que ofrecen grados más pegados a la empleabilidad. Hay quien dice que la Universidad no puede ser una fábrica de empleos, pero tampoco puede obviarse que los estudiantes quieren trabajar.
Tiene que haber una empresa que acoja al estudiante; una formación en competencias con un tutor en la empresa y otro en la Universidad; formar a los tutores y que un agencia externa acredite los estudios.Para las empresas es una forma de cuidar y captar talento, porque no hay muchas vocaciones. Y para los estudiantes una palanca hacia la empleabilidad.
Fuente: https://elpais.com

7 comentarios:

  1. Totalmente de acuerdo las personas que estudian lo que quieren es ejercer lo que han estudiado tanto universitarios como los de FP y deberían de actualizarse con frecuencia pq la mayoría no pueden pagar los privados

    ResponderEliminar
  2. Yo hace 4años que termine la carrera universitaria y como no he encontrado trabajo me he puesto hacer un grado superior haber si tengo más suerte y puedo trabajar

    ResponderEliminar
  3. Hace falta más trabajo

    ResponderEliminar
  4. Buena reflexión. Mi opinión es que en lugar de ofrecer tantísimos grados las universidades deberían de preocuparse más por que sus alumnos tuvieran una oportunidad laboral una vez completada su formación y así mismo las empresas confiar algo más en los recién graduados porque actualmente existe gente muy competente con carrera universitaria que están trabajando en puestos que no les corresponden sólo porque las empresas han decidido que si no llevas muchos años trabajados no tienes experiencia y no sirves pero... ¿Si ninguna empresa da la primera oportunidad al recién graduado y las universidades no se preocupan por las oportunidades que tengan fuera sus alumnos como va a funcionar el mercado?. Un saludo

    ResponderEliminar
  5. Creo que la comunicación entre empresas y universidad es vital para abordar esta situación. Empresas que formen a los titulados desde el primer momento y que después puedan contar con estos alumnos. Sin olvidar la actuación del gobierno quien debe fomentar las contrataciones e incluso subvencionar a las empresas o autónomos, reducciones de impuestos, entre otras medidas. Totalmente de acuerdo con el texto.

    ResponderEliminar
  6. Totalmente de acuerdo

    ResponderEliminar